Cómo acertar con la elección de un mantel

Acertar con la elección de un mantel para tu mesa no tiene porqué tomarte mucho tiempo y tampoco tiene que significar un gasto importante. Simplemente necesitas asesorarte bien y tener en cuenta varios aspectos importantes para que adquieras un producto de calidad que cumpla con lo que necesitas.

Así que si estás interesado en conocer algunos tips que dan los expertos para hacer una buena elección a la hora de comprar un mantel, no dudes en echar un vistazo a la lista que aparece a continuación.

Toma las medidas necesarias

Lo primero que necesitas hacer es tomar la medida del largo y ancho de tu mesa. Igualmente, ten en cuenta la caída que debe tener el mantel para que se la digas al vendedor y este te busque el mantel más adecuado. Con las medidas exactas será más fácil comprar un mantel del tamaño adecuado. A veces no se le suele prestar mucha atención a este aspecto, y se ven las medidas a ojo, sin embargo, corres el riesgo de que tu mantel no quede como lo esperas.

Para acertar con la elección de un mantel necesitas tener presente la forma de tu mesa

De acuerdo con los expertos en el tema, para una mesa cuadrada la caída del mantel debe ser de 30 cm, así la mesa lucirá presentable y el mantel se adaptará perfectamente a esta. Así mismo, para una mesa redonda se recomienda que el mantel tenga una caída entre 20 y 35 cm. Por último, para una mesa ovalada o rectangular se aconseja conseguir un mantel que proporcione una caída de 60 cm. 

Ahora, si tu mesa cuenta con un diseño original o muy exclusivo, lo mejor es que te asesores bien con el vendedor para saber qué tipo de mantel es el más apropiado y puedas lucirlo sin problema. Eso sí, no olvides llevar una foto donde se vea perfectamente la forma que tiene tu mesa y también lleva las medidas para que puedas elegir el tamaño apropiado.

El tipo de tela también es muy importante

Si lo que quieres es un material de calidad para tu mantel y no gastar mucho dinero, tu mejor opción es el algodón. Pues este además de ser un material 100% natural, también es bastante resistente a los daños externos. No obstante, el algodón se puede encoger varios centímetros con las primeras lavadas, por lo que es recomendable que compres tu mantel unos centímetros más largo de lo habitual.

Por otra parte, el poliéster es un material excelente para aquellos que no quieren estar planchando todo el tiempo, pues nunca se arruga, o que buscan un material de buena calidad y resistente. Así que también puedes buscar esta opción para acertar con la elección de un mantel para tu mesa.

Salir de la versión móvil